Charlas en escuelas, salidas interpretativas a los espacios naturales más cercanos y desconocidos, o talleres formativos en agricultura ecológica, son algunas de las actividades que desde Trenca estamos impulsando este 2020 para seguir construyendo una sociedad más consciente y respetuosa con la naturaleza.

Como cada año, en Trenca celebramos este domingo 26 de enero el Día Mundial de la Educación Ambiental, uno de los pilares de nuestra labor desde hace más de dos décadas. Haciendo nuestro el lema de que “lo que no se conoce, no se protege”, hemos convertido la educación ambiental en una herramienta clave para apoyar nuestros proyectos de conservación de la fauna autóctona y de sus hábitats.

El año pasado, el trabajo de los educadores ambientales de Trenca estuvo centrado en el terreno: por ejemplo, con visitas guiadas a las fincas donde se produce nuestro aceite ‘Salvatge’ -en Bovera- o donde trabajamos para proteger al alcaudón chico -en Torreribera-, la tradicional “carroñada popular” en nuestro punto de alimentación suplementaria de Siall con motivo del Día Internacional de los Buitres, o la presencia en la Timoneda de Alfés para explicar y concienciar a los visitantes sobre los valores y la fragilidad del entorno.

Charla en una escuela de Lleida sobre los secretos del alcaudón chico

Además de mantener este esfuerzo continuo, hemos comenzado 2020 impulsando de nuevo nuestra labor de educación ambiental en escuelas, con charlas didácticas para que los niños y niñas descubran y se sorprendan con su naturaleza más cercana, conozcan los principales problemas ambientales y se conviertan así en “guardianes” de la biodiversidad. La fauna autóctona en peligro de extinción o el impacto que el cambio climático supone para las especies son algunos de los temas que tratamos en la charlas.

Aprovechando el Día Mundial de la Educación Ambiental, desde Trenca queremos dar las gracias a todas las personas que participan o colaboran en nuestras actividades, y que hacen posible esta labor para construir un futuro más respetuoso con la naturaleza.