Uno de los machos que han estado criando esta primavera. © Marc Gálvez / Trenca

Con 4 parejas de alcaudón chico formadas esta temporada y un total de 69 pollos que se han incorporado a la naturaleza, 2014 abre más esperanzas para la conservación de esta ave. Solo cría en la Plana de Lleida y está en peligro de extinción en la península Ibérica.

Esta primavera, después de su viaje migratorio, 9 adultos de alcaudón chico (Lanius minor) llegaron a la comarca de El Segrià: 7 nacidos en el programa de cría en cautividad que fueron soltados en años anteriores y 2 nacidos en libertad. Se formaron 4 parejas. Una de ellas crió 6 pollos; otra, 5 pollos; una tercera fracasó (se realizó una intervención en el nido para rescatar a los 2 pollos); y una cuarta, la última que fue descubierta, es probable que intentara criar. La existencia de 4 parejas en 2014 es una excelente noticia, ya que en los años anteriores (2011, 2012 y 2013) solo hubo una pareja reproductora en la Plana de Lleida (la única en toda la península Ibérica).

Pollito de alcaudón chico anillado. © Marc Gálvez / Trenca

Nido de una de las parejas que ha criado en 2014. © Marc Gálvez / Trenca

En lo que respecta a la producción de pollos de la temporada, 58 pollos se soltaron mediante la técnica de cría campestre, o hacking (57 nacidos en el centro de cría de Vallcalent y 1 pollo de los rescatados de la pareja que no estaba criando bien). Si les añadimos los 11 pollos criados por las parejas en el campo, tenemos un total de 69 pollos que se han incorporado este año a la naturaleza. Un récord en el programa de conservación del alcaudón chico, y una excelente cifra si la comparamos con el total de 34 que se pudieron incorporar en 2013 o de 39 en 2012.

Grúa que se utiliza para las intervenciones en los nidos. © Marc Gálvez / Trenca

Momento en que se dejan pollos de alcaudón chico nacidos en cautividad en una de las instalaciones para cría campestre, o hacking. © Jose Guerra / Trenca

Se realizaron dos intervenciones en nidos. La primera se hizo para cambiar los pollos de la pareja de adultos nacidos en libertad por pollos nacidos en cautividad. La pareja los adoptó inmediatamente. Los pollos de padres nacidos en libertad se incorporaron al programa de cría, consiguiendo así un recambio genético muy importante para el programa. La segunda intervención se hizo con una pareja que no estaba criando bien. Solo tenían dos pollos, con un peso demasiado bajo para su edad, que se retiraron y se continuaron criando en cautividad. Uno de ellos se murió y el otro se soltó unos días más tarde con otros pollos nacidos en cautividad.

El alcaudón chico es una especie migradora, que en agosto se va al sur de África. A partir del día 15, ya se notó de manera clara que los pollos nacidos este año empezaban a desaparecer de la zona de cría. Durante la segunda quincena de agosto, poco a poco, fueron desapareciendo casi todos los individuos restantes. Durante estos primeros días de septiembre se van los últimos (tanto adultos como jóvenes).

Otra de las instalaciones para cría campestre. En el techo de la instalación, hay pollos de alcaudón chico nacidos en cautividad que ya llevan unos días libres por la zona. © Trenca

El proyecto de conservación del alcaudón chico es una iniciativa del Departament d’Agricultura, Ramaderia, Pesca, Alimentació i Medi Natural de la Generalitat de Catalunya. A través del Centro de Fauna de Vallcalent (Generalitat de Catalunya) y del Zoo de Barcelona se lleva a cabo la conservación ex situ, es decir, fuera del hábitat natural. La asociación Trenca es la encargada de realizar las tareas de conservación in situ, en el campo (gestión del hábitat, seguimiento de la población salvaje, control de predadores en la zona de cría, reintroducción de ejemplares, etc.) y de aportar personal de apoyo al centro de cría en cautividad durante la temporada reproductora. Para llevar a cabo las actuaciones in situ se ha firmado un acuerdo de custodia del territorio con los propietarios de terrenos muy importantes para la especie. El proyecto cuenta además con el apoyo económico y logístico de entidades públicas y privadas.

Para más información sobre este proyecto de conservación, podéis consultar la sección Conservación in situ del alcaudón chico (Lanius minor) en España, en esta misma web.

Categorías: Sin categoría